lunes, 25 de marzo de 2013

Arco Iris


Llueve... afuera llueve (Arco Iris)

Siento el perfume de la tempestad
Afuera llueve suavemente 
y se armó un arco iris.
¡Mira mamá llueve! ¡Mira mamá un arco iris!
Mamá saca la ropa del tendero,
mi guardapolvo, la ropa de obrero de mi padre
las coloca en la canasta.
Yo salgo afuera y me mojo. ¡Mira el arco iris mamá!
... No señales hijo. 
Señalo lo que quiero,
no creo en supersticiones estúpidas.

Afuera llueve, miro al sur...
Arreo las gallinas hasta el gallinero y llueve.
¡Mira papá llueve! Papá no me responde, 
La calle de tierra se va haciendo de lodo
Parece que el progreso, 
por mi barrio nunca pasó.
Papá llega cansado del laburo a las 19 y encima llueve. 
¡Mira papá un arco iris! No me responde
Mientras toma su vino, fuma mucho
y mira el partido de Newells.
Es lunes llueve y hay un arco iris en el cielo.

La luz se refracta en todas sus formas posibles
y llueve mamá como llueve. 
Desde arriba hacia abajo:
Rojo, naranja, amarillo, verde, azul, y finalmente violeta
El arco iris lleva los colores de la bandera homosexual, 
de los aborígenes, de los marginados, los excluidos y llueve.
Llueve y me mojo la cara. 

El arco iris toma la forma de la curvatura del mundo.... 
Y no me parece ni redondo, ni de ricota. 
Llueve, me mojo y el mundo parece tener la forma de un huevo. 
El sol se esconde, el arco iris desaparece.
Y escucho el croac croac de los sapos cantar

La zanja del cordón de la vereda rebalsa
Llueve y un poeta se conmueve 
Y no hay milagro Ni Dios, solamente llueve. 
Vallamos adentro mamá.
Ahora mis calzones están mojados. 
Prepárame un tecito Mamá...

La gotera en el techo se hace notar
El sol se fue, El arco iris desapareció
Afuera llueve hoy es 25 de marzo y hace frio
Contame alguna historia Papá
De algún mundo sin miserias
de un mundo mejor.














lunes, 11 de marzo de 2013

El único Posible


Feliz cumpleaños a mí.


Dále...! Mandate otro whisky,


total la guadaña
nos va a hacer sonar! 

Próximo a la celebración del veinti septuagésimo aniversario de mi nacimiento, he de hacer algunas reflexiones.

Generalmente cuando me aflijo por algo me reanimo pensando que no importa, porque  en definitiva nada importa:
 Ya que Dios  no existe (Porque nunca existió o porque lo matamos, hace tiempo) no hay plan divino, ni destino, ni nada.
Pensaba que el sentido de la vida iba por el camino del Amor y del Arte.
Pero el amor no nos salva de nada, ni cambia al mundo (el amor es pura ilusión, son hormonas, neurotransmisores, generando impulsos placenteros en nuestra mente, es puro espejismo)
El arte no nos reivindica, ni salva nuestra alma. No nos hace más bellos, ni más fuertes, ni valientes, ni nada.
Retomo: La vida no tiene ningún sentido.
-Nada importa- me digo a mí mismo.  No hay ningún motivo para estar triste (pero tampoco para estar contento)
Entonces el universo se rebela ante mi más oscuro que nunca.

Pienso “feliz de aquel que cumplió de grande lo que soñó de chico” y eso me reanima.
“Soy quien quise ser” entonces me pongo alegre, porque Yo manejo mi destino. Yo me forme, nadie me regalo nada, nadie me obligo a nada. Esta es la mía, la que yo elegí para mí.
 Con eso me animo.
¿Pero es esto cierto? ¿Realmente soy lo quise ser? ¿Esto es lo que soñé para mí?
 No lo sé, en realidad nunca me pregunte qué sería de mí, en el futuro.
Ni lo hago ahora.
Todos mis deseos siempre fueron escritos en presente.
Aparte de los deseos (o impulsos) fisiológicos (comer, cagar, coger) Nunca hubo otros …
Nunca pensé en el futuro demasiado.
Una vez llore, pensando que el futuro mi Madre y mi padre estarían muertos.
Y me imagine en el futuro completamente solo.
Más allá de eso, nunca me imaginé para adelante mas de una semana.
Cuando termine el colegio me dijeron: “Por ahora puedo bancarte, vas a tener que seguir estudiando algo. No quiero que te mates toda tu vida trabajando, como un perro. Estudia y se alguien”
Mi padre siempre estuvo orgulloso,  mi madre se vanagloria por eso. Mis abuelos eran analfabetos y mis padres apenas terminaron la primaria.
Me puse a estudiar, sin pensar en recibirme. Iba y estudiaba como hasta hoy, pensando – en cualquier momento sale otra cosa (un buen laburo, una oportunidad, un viaje) y largo todo a la mierda.
Siempre esperando una oportunidad
¿Oportunidad de qué?
No sé, pero la sigo esperando. A veces con ansias.

Siempre hago las cosas pensando en el presente, el futuro es desconcierto (el futuro es la muerte, es la nada)
¿Algunas ves me imagine a los 27? nunca...
¿Que quería para cuando sea grande?
Cuando era niño: Solo quería jugar
De pibe quería dibujar y escribir.
De adolescente quería conseguir un trabajo, tener guita para hacer lo que se me dé la gana.
Mas tarde quería tener una banda de rock y tocar la guitarra como un campeón.
Todo lo que quise lo hice.
Que soñaba para cuando sea grande?
Soñaba con ser feliz y con vivir un gran amor (creía que las dos cosas iban de la mano)
Tuve mis amores y eso estuvo muy bien, mientras duro. Pero cada vez se hizo más difícil eso de “querer sin presentir” Siempre la desconfianza, siempre el esperar algo mejor, siempre el “esto no se si me conviene” arruino todo.
Y fui feliz, de a ratos fui feliz. ¿O era todo espejismo?
Comprendí que la felicidad no es la” tierra prometida”, no es un lugar. La felicidad como el amor es un camino,  algo que se elige todos los días. Y pertenecen a uno, aunque para el amor se necesiten dos.

Me entere del día del “fin de mundo Maya” por una novia que tenía en el 2009.
Pensé que aunque sucediese la mejor manera de actuar, es seguir como si nada. Sino, todo sería un caos. Esperaba que llegue ese día, con misma fe con  que creo en dios. O sea con la más completa resignación de lo que pase.
Y no pasó nada…
Pero en mí si algo paso. Porque antes de ese día pensé todo lo que ahora escribo:
Si viene la muerte no me importa, porque en  la muerte no hay nada.
Y no me importa si la muerte por fin  al fin me alcance, porque fui feliz.
Hice siempre lo que quise, hago lo que quiero lo que me gusta.

Pronto llegaran mensajes y saludos de amigos, enemigos, conocidos y deudos.
Los más cercanos ya lo saben, Mi cumpleaños no me importa.
No me jodan, no voy a festejar nada. No tengo nada que festejar.
Ni sus guiños cómplices, ni sus palmaditas en la espalda podrán hacerme sentir que la vida continúa. Quizás pronto me una al club de los 27 (Robert Johnson  Brian JonesJimi Hendrix,Janis Joplin Jim Morrison Kurt Cobain y Amy Winehouse)

Me gusta siempre decir que no espero nada de nadie. Pero es mentira, si espero. Espero que alguien (en especial) se acuerde mí, aunque ese acordarse no implique nada. Ni un cambio en mi pasado, ni un cambio en mi futuro.
Lo mejor de mi cumpleaños es la cena en familia.
Mañana voy a ir a las 22 hs al aeroparque  a esperar a mi vieja.
Y Ella me va a decir: -que esta orgullosa de mí que soy el más lindo y el mejor de todos, en el mundo.
Le voy a responder lo mismo de siempre:
-Que no soy mejor que nadie, ni siquiera el mejor de todos mis “yo”
Pero soy quien quise ser
El único posible.

                                 RemyLeBlanc










Pienso en lo que diría mi Mentor:
- Tomate un whisky y sali a cojerte una pendeja que todavía sos joven.
- Pasa que hace casi 10 años que vengo haciendo la   misma, y  mi pensar no cambia en  nada.           







Canciones;